¿Las destructoras de papel son realmente seguras?

Cuando queremos eliminar cualquier tipo de información referente a la empresa, recurrimos a las destructoras de papel, para poder convertir en tiras cualquier material que queramos eliminar, para facilitar la protección de datos.

¿Cuál es realmente la fiabilidad de estos destructores?

La seguridad de este tipo de máquinas, es proporcional a la importancia y relevancia del material a destruir. El valor del material es decidido por la empresa, por lo tanto, es la empresa quien toma la decisión de deshacerse de dicho material de forma simple o si se requiere una mayor seguridad en el proceso de desechado.

Las destructoras cuentan con formatos distintos para varios materiales.

Este tipo de herramientas cuentan con varias formas de destrucción dependiendo del material, las cuales están identificadas mediante letras. La letra P se refiere a la variante para destruir papel, O se refiere a CD o DVD, T para tarjetas, ya sean de identificación o de crédito, F para cintas de film, E para memorias digitales, ya sean memorias flash, pendrives, teléfonos o cámaras. Y por último, H para la destrucción de discos duros, también uno de los materiales más comunes a eliminar.

La mayoría de oficinas cuentan con una destructora para asegurarse la destrucción eficaz de la información sensible, ya sea propia como de clientes u otro tipo de terceros.

Además de las destructoras que cuentan con servicio de destrucción de cualquier tipo de material, también existen algunas específicas para material de especial sensibilidad como son las tarjetas o las memorias.

destructora de papel para protección de datos

Niveles de seguridad en la destrucción de documentos.

Existen distintos niveles de seguridad en cuanto a la destrucción de documentos o cualquier material sensible, estos niveles de seguridad abarcan parámetros como el tamaño de las tiras. Además, existen leyes que regulan la destrucción de información sensible de acuerdo a estos niveles. A continuación, hablaremos de los distintos niveles existentes, en orden de menor a mayor seguridad.

Nivel 1

Este es el nivel más suave, en él se encuentran documentos que no contienen información privada o que únicamente se quieren invalidar, suelen ser documentos no indispensables como catálogos, informes internos, trípticos publicitarios etc. Ya que los documentos son fácilmente recuperables. En este nivel de seguridad, los cortes no superan los 12mm de ancho, de acuerdo a lo referente en la normativa DIN 66399, que establece el grado de confidencialidad e irrecuperabilidad de los documentos.

Nivel 2

En el nivel dos, los cortes pasan a tener un ancho de 6mm, este ancho es utilizado para  documentos  que no presentan información sensible para la empresa, como datos personales no confidenciales o informes. En este nivel, los documentos siguen siendo fácilmente recuperables.

Nivel 3

Aquí, la anchura del corte es de 2mm, mediante el nivel tres, son eliminados documentos más delicados, como información personal o de clientes, en este nivel, la información sensible es más difícil de ser recuperada.

Nivel 4

De acuerdo a la normativa del nivel cuatro, son destruidos los documentos con mayor confidencialidad, como documentos personales que deben ser protegidos. En este nivel, el material es destruido con una mayor precisión, para poder destruir correctamente documentos como contratos, expedientes o informes que contengan datos de mayor sensibilidad. En dicho nivel, los cortes comienzan a medirse como partículas, aquí en concreto las partículas cuentan con unas dimensiones de 4 x 40 mm.

Nivel 5

En el nivel cinco, los documentos son cortados en un tamaño de 2 x 20 mm, por este procedimiento, son destruidos documentos de alta confidencialidad como los de carácter judicial.

Nivel 6

Los documentos que son destruidos con los procedimientos del nivel seis, son de alta confidencialidad y por ello, requieren una mayor protección. Las dimensiones de estos cortes son de menos de 1mm.

Nivel 7

El último nivel y el más seguro, es el nivel siete, aquí se encuentra la información más confidencial, como información del ejército o del gobierno, por lo que los cortes deben ser de 0,8 x 5 mm.

Las leyes de protección de datos, exigen que la destrucción de documentación se realice respecto a estos niveles de seguridad, ya que siempre cabe la posibilidad de que la información sea utilizada por terceros para fines ilícitos.

Resumidamente, podríamos decir que los niveles 1 y 2 son niveles de seguridad estándar, posteriormente se encontrarían los niveles de destrucción para datos más sensibles, donde la protección se debe realizar de forma más rigurosa, que serían del nivel 3 al nivel 7.

El mal manejo de la información o de su protección, puede ser penado por la ley, por lo que debe tenerse un especial cuidado con los documentos que contengan información sensible o confidencial.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *